Recreativo Granada

La vida del Recreativo, más dura sin la pareja Nacho Buil-Ontiveros

Pedro Morilla, a la derecha, recomienda tranquilidad en el desastre contra el Ibiza./PEPE MARÍN
Pedro Morilla, a la derecha, recomienda tranquilidad en el desastre contra el Ibiza. / PEPE MARÍN

El filial rojiblanco solo ha marcado un gol en los últimos cinco partidos, en los que el delantero madrileño no ha podido jugar por lesión

ANTONIO NAVARROGRANADA

El Recreativo Granada vive inmerso en una preocupante sequía goleadora desde que Javier Ontiveros, el máximo realizador del equipo junto a Nacho Buil, cayese lesionado y se conociera que sufre una fractura por contusión del peroné de su pierna izquierda.

Esta lesión rompió inexorablemente la conexión que mantenía en las alineaciones junto a Nacho Buil, mediapunta rojiblanco que -al igual que el citado Ontiveros- acumula cuatro goles esta temporada y que no ha vuelto a marcar desde que su socio cayó lesionado.

Ontiveros sufrió la citada lesión en la previa del partido que el filial granadino disputó ante el Villanovense el pasado 21 de octubre y según las estimaciones de los servicios médicos del Granada estará de baja alrededor de dos meses, por lo que su vuelta a los terrenos de juego no tendrá lugar al menos hasta mediados de diciembre.

En aquel momento el Recreativo Granada estaba situado en la zona alta de la tabla y sumaba 13 goles a favor en ocho jornadas. Hoy el filial granadino está a cinco puntos del cuarto clasificado y suma 14 goles a favor puesto que solo ha anotado un tanto en los últimos cinco partidos. Ni el Villanovense, ni el Badajoz, ni el Ibiza ni el CD Ejido 2012 han encajado ningún tanto en sus enfrentamientos ante el Recreativo, sumando todos ellos los tres puntos en juego. El único gol celebrado por el filial en el último mes fue el que el mediocentro Andrés García anotó en el partido disputado en La Condomina ante el Real Murcia, un tanto que le valió al conjunto granadino para ganar por la mínima a uno de los máximos favoritos al ascenso de categoría.

El técnico del equipo rojiblanco, Pedro Morilla, ha probado distintas fórmulas para que la baja de Ontiveros no se notase en el ataque granadinista, pero los números dicen que el Recreativo sin su 'nueve' de referencia es un equipo peleado con el gol. Rubén Sánchez ya lleva cuatro partidos jugados, pero está lejos de su mejor versión tras haber estado más de un año sin jugar a causa de dos graves lesiones. Adri Rivas no está teniendo mucha incidencia en los partidos en los que participa mientras que Juancho está inmerso en la dinámica del primer equipo y no ha marcado en ninguno de los dos encuentros que ha disputado con el filial durante este curso, siendo el Recreativo-Badajoz de la décima jornada el único que ha completado. Morilla también ha optado por jugar con Nacho Buil de falso nueve y el mediapunta ha logrado generar ocasiones, pero los porteros rivales han impedido que siga mejorando sus prometedores números del comienzo de liga, cuando con él en la mediapunta y Ontiveros como delantero centro los números del filial imponían mayor respeto.

 

Fotos

Vídeos