Este contenido es exclusivo para suscriptores

Suscripción Semestral + 2 Entradas Cine Megarama (valoradas en 13,60euros), ahora por 24'95euros

logo-correo-on2.svg
Acceso ilimitadoNuevas secciones y más contenidos exclusivosLectura más amable y sin interrupcionesNueva app exclusiva sin publicidadNewsletters personalizadasEl Club: Ventajas, sorteos y actividades.

La 'Rojita' sacó de la rueda a Pozo y ahora le tiene que oxigenar

Su probable convocatoria por la sub 21, que jugará en Los Cármenes el jueves, ha de servir de acicate para un talento al que no le están saliendo las cosas como en la primera vuelta

Alejandro Pozo. /A. AGUILAR
Alejandro Pozo. / A. AGUILAR
RAFAEL LAMELASGRANADA

La convocatoria de la selección española sub 21 se presentará hoy en Granada y en esa lista está previsto que se incluya a Alejandro Pozo, futbolista rojiblanco que ya estuvo en la anterior citación de la 'Rojita'. Este combinado nacional, antesala del absoluto, jugará en el estadio de Los Cármenes el próximo jueves frente a Rumanía, por lo que el joven extremo podría tener la oportunidad de que le anime su propia afición ese día.

El seleccionador Luis de la Fuente telefoneó a Pozo hace unos días para conocer su situación, sobre todo en el aspecto físico, ya que ha venido arrastrando una lesión en el isquiosural que le impidió estar disponible tanto en el desplazamiento a Majadahonda como frente al Zaragoza. El sevillano se ha integrado en la dinámica rojiblanca con cierta normalidad esta semana, por lo que no tendría problemas para volver con la sub 21 si fuera requerido.

Lo que allá por noviembre fue un serio contratiempo para el Granada, al perderlo cuando venía siendo titular, ahora se observa como una buena oportunidad de que adquiera sensaciones positivas tras perder protagonismo en la escuadra de Diego Martínez, siempre y cuando participe durante los dos partidos que afrontaría con los cachorros.

La anterior llamada a Pozo provocó que se perdiera el partido contra la UD Las Palmas en las Islas Canarias, en el que los suyos empataron a dos. Ahora vuelve a pasar lo mismo ante este rival por el calendario asimétrico. Por aquel entonces, el hervense había sido decisivo en un par de encuentros previos con sus tantos. Ante el Mallorca, con un golazo desde fuera del área casi tan espectacular como aquel con el que se estrenó en Almendralejo; y con el Almería en casa, en una acción de remate afortunada en los últimos minutos. Dianas que dieron triunfos y que comenzaron a erigir una excelente reputación del talentoso jugador cedido por el Sevilla.

Tras su estancia con España sub 21, su luz menguó. Aún fue decisivo en Tarragona, culminando un contragolpe en la primera parte que, a la postre, también valdría tres puntos. Desde allí se quedó seco en cuanto a finalización y empezó a alternarse en la titularidad con Antonio Puertas. La llegada de Dani Ojeda alteró la ecuación y ahora parece que el canario tiene cierta garantía de seguir entre los elegidos, al menos a corto plazo. Eso cierra el acceso de Pozo al 'once'. Si bien podría volver a viajar con el Granada a Almería dentro de los 18 que se movilizan este fin de semana, es poco probable que Diego Martínez le sitúe en su plan de salida.

La 'Rojita' le puede oxigenar de cara al tramo final de Liga. Como cualquier deportista en formación, necesita ir aprendiendo lecciones y es lógico pasar por baches. Ahora ansía recobrar confianza y puede que trabajar con chicos coetáneos, con un potencial similar al suyo, le pueda aliviar. La contrapartida es que si sigue contando para la selección se perdería una hipotética fase de ascenso en junio por el Europeo. Si al final subiera por la vía directa, el daño sería menor.

El don de Pozo irrumpió con estruendo en este Granada y quizás ahora sólo necesite un poco de paciencia y mimo, como tantos otros. Llegó en préstamo sin opción de compra, por lo que en estos meses el club tendrá que decidir si emprende una intentona para retener sus servicios en adelante, ya sea sin adquirir sus derechos económicos o lanzando una oferta. Diego le está tutorizando y tiene mucha fe en él, pero primero tendrá que certificarse que el propio míster continúa. El futuro está por cerrar.