El Informe

Las Palmas: cambios para generar ambición

Las Palmas: cambios para generar ambición

Pretende que su estancia en Segunda sea efímera. Con el segundo tope salarial más alto, el club canario ha formado una plantilla casi nueva y el objetivo que se fija es el ascenso

JULIO PIÑEROGRANADA

Las Palmas pretende que su estancia en Segunda sea efímera. Tras el fracaso de la temporada pasada quiere regresar a la élite cuanto antes. Con el segundo tope salarial más alto de la categoría, el objetivo está claramente fijado desde que se produjo el descenso. No importa que haya una presión añadida y todo pasa por conquistar el ascenso al final de la campaña. Con esa finalidad se ha formado un equipo que debe ir a por todas en cada partido.

Lo que ocurrió en el curso anterior fue un auténtico calvario. La entidad canaria no consiguió levantar cabeza ni hubo reacción con los cambios que se dieron. Hasta cuatro entrenadores estuvieron al frente del banquillo y de nada sirvió para variar la dinámica. El último que estuvo fue Paco Jémez y los resultados fueron igual de malos que con los técnicos anteriores. No se encontraron las soluciones para evitar el descenso a Segunda. Esa decepción llevó a replantear la situación por parte de los dirigentes. El elegido para hacerse cargo del banquillo fue Manolo Jiménez. El técnico sevillano, acostumbrado a la presión por su experiencia, fue contratado para luchar por el ascenso. Su paso por el fútbol griego y el de Catar le hacen contar con un recorrido que le puede venir bien a un equipo que debe ser ambicioso al máximo en cada jornada.

El fichaje estrella que se llevó a cabo para intentar devolver la ilusión a la afición fue el de Rubén Castro. El regreso del delantero canario después de catorce años fue el punto de partida para conformar una plantilla poderosa para tratar de mandar en la competición. Con la incorporación de un goleador ya se había dado un paso para intentar pelear con los mejores en una categoría muy exigente.

Los cambios fueron numerosos y casi se formó una plantilla nueva. Sí se quedaron Dani Castellano, Javi Castellano y David García, la columna vertebral de futbolistas canarios que ofrecen garantía en el rendimiento. Se apostó por una mezcla entre veteranía y juventud a la hora de formar un grupo compensado en todas las líneas.

Muchas bajas

Se fueron futbolistas como Vicente Gómez, Raúl Lizoain, Bigas, Remy, Ximo Navarro, Mateo García, Borja Herrera, Livaja, Lemos, Etebo, Emenike, Toledo, Calleri, Álex Gálvez, Halilovic, Nacho Gil, Aquilani, David Simón, Míchel y Chichizola. Muchas bajas para tratar de olvidar un pasado que dejó un mal sabor de boca. El equipo solo estuvo fuera del descenso en seis jornadas y era necesario hacer muchos cambios.

Además de Rubén Castro llegaron Timor, Blum, De la Bella, Maikel Mesa, Tomas Pekhart, Ruiz de Galarreta, Christian Rivera, Hadi Sacko, Rafa Mir, Raúl Fernández, Cala, Deivid, Fidel, Álvaro Lemos, Mantovani, Nauzet Pérez y Araujo. Muchos fichajes para tratar de regresar cuanto antes a la máxima categoría, en la que ha estado durante 34 temporadas.

Al equipo canario le cuesta ganar partidos, aunque no es un rival fácil de batir. Solo ha perdido ante el Sporting de Gijón y el Almería. Ha formado un equipo casi nuevo y aún debe ensamblar mejor todas las piezas para situarse más arriba.

 

Fotos

Vídeos