Granada CF

Los jugadores del Reus rechazan el pago de LaLiga y denuncian

Los jugadores del Reus celebran el último triunfo en Alcorcón/LaLiga
Los jugadores del Reus celebran el último triunfo en Alcorcón / LaLiga

Los 16 futbolistas de la primera plantilla reusense quedarían libres la próxima semana y el equipo dejaría de competir en Segunda

C. ÁLVAREZ Y AGENCIASGranada

La competición en Segunda división se puede ver alterada muy pronto. La situación del Reus sigue complicándose. Los jugadores del conjunto tarraconense decidieron ayer que no aceptan la propuesta de la Liga de hacerse cargo de sus deudas y denunciaron al club, el verdadero responsable de la situación. Ahora la entidad tiene cinco días hábiles para pagar o deberá decir adiós a la competición, según informaba ayer el periodista de Cope Isaac Fouto.

Por ahora parece que el partido que el Reus debe disputar ante el Córdoba el próximo sábado en su estadio no peligra, aunque desde el Diari de Tarragona apuntan que incluso podría no llegar a disputarse, ya que los futbolistas han puesto como fecha antes del fin de semana para recibir una propuesta. Se espera una comparecencia pública de los jugadores en las próximas horas para aclarar el asunto.

Todo pasa porque el máximo accionista del club, Joan Oliver, pueda vender la entidad en los próximos días, algo que se antoja casi imposible. El dirigente lleva cinco meses intentando encontrar comprador y ha estado cerca de cerrar un acuerdo varias veces, pero finalmente nunca se ha producido. Eso provocará que los 16 jugadores puedan quedar libres la próxima semana: doce de ellos por convenio y los otros cuatro porque el equipo no puede seguir compitiendo, pues la normativa habla de un mínimo siete fichas de la primera plantilla para ello.

Si se consuma su salida de la competición, la Segunda división se quedaría con 21 equipos hasta el final de temporada. La situación quedaría del siguiente modo: se mantendría el resultado de los 17 partidos que ha jugado hasta ahora el Reus, entre ellos la victoria del Granada en Reus (1-2). El resto de partidos se darían por ganados al rival. Los más beneficiados en este caso serían los equipos a los que aún no se ha enfrentado en esta primera vuelta, Córdoba, Osasuna, Málaga y Numancia, que sumarían seis puntos sin jugar.

Así se especifica en el Código Disciplinario de la Federación Española de Fútbol, en el artículo 77.2: «Siendo la competición por puntos, se respetarán todas las puntuaciones obtenidas por los demás clubes hasta el momento, y en el resto de los encuentros a celebrar se dará por vencedor a los oponentes por el resultado de la media de los goles encajados por el equipo excluido. Si lo fuere en la segunda vuelta, se aplicará idéntica norma en relación con los partidos correspondientes a esta, pero respetándose todas las puntuaciones conseguidas en el transcurso de la primera».

Los jugadores del equipo catalán se reunieron el pasado martes con Javier Tebas, presidente de la Liga, y David Aganzo, representante de la AFE, para tratar el asunto. LaLiga le propuso hacerse cargo de las tres mensualidades que se le adeudan a los jugadores (unos 700.00 euros) y también del resto de nóminas hasta el final de la temporada para así asegurar la continuidad del equipo esta temporada.

Dieciocho jugadores del primer equipo acudieron a la sede de LaLiga acompañados de una delegación de la AFE encabezada por su presidente, David Aganzo. Este definió como «angustiosa» la situación que atraviesa el club catalán y abogó por «encontrar una solución definitiva, hasta final de temporada, al acuciante problema que padecen».

Ayer mismo volvió a pronunciarse Javier Tebas. «Hay que apoyar en primer lugar a los jugadores. Ellos no son nada responsables de la situación en la que están. Nosotros como liga tenemos que tomar decisiones y dar solución al tema de los jugadores. El único responsable es el Reus con todo el cúmulo, por usar un término coloquial, de 'trampas' que han venido haciendo». «Los jugadores deben tomar la decisión. Nosotros como liga tenemos que garantizar la integridad de la competición, que el Reus no compita haciendo trampas. Serán los futbolistas quienes tienen que decidir y LaLiga apoyará su decisión».