Granada CF

Mucho orden y dos nombres propios

Darwin Machís, otro de los destacados en Marbella, avanza con el balón en un ataque granadino.
Darwin Machís, otro de los destacados en Marbella, avanza con el balón en un ataque granadino. / GRANADA CF

La victoria en Marbella se firmó sin complicaciones en un duelo en el que destacaron Kunde y Peña

Antonio Navarro
ANTONIO NAVARROGranada

Tan poco común como ver al Granada jugando de verde, su nueva tercera equipación para esta temporada, es que un jugador debute con su equipo y a los dos minutos ya esté celebrando su primer gol. Sucedió con Pierre Kunde, que fue presentado como nazarí el 31 de julio, conoció a sus compañeros al día siguiente y en Marbella estrenó condición de titular y de goleador. Su técnico, José Luis Oltra, le dio la oportunidad de jugar en su sitio favorito -detrás del delantero- y no la desaprovechó. Cronológicamente la puntería de Kunde y sus movimientos cerca del área contraria fueron las primeras buenas noticias para el Granada en Marbella, pero no serían las únicas.

En la portería Oltra probó a Aarón y el guardameta procedente del Atlético Malagueño salió airoso del envite. Cierto es que el Marbella no le exigió demasiado y que un escenario más propicio para un portero que se presupone que no va a ser titular es que le disparen y poder demostrar sus virtudes a la persona que tiene la obligación de elegir a un portero cada fin de semana: su técnico. Sin embargo, el mantener su meta a cero es una buena noticia para el joven cancerbero, que deberá continuar trabajando en los entrenamientos para intentar convencer a Oltra de que el dilema en la portería no es cosa de dos.

La retaguardia granadinista no sufrió ante el único equipo de la Segunda B al que ha tenido que enfrentarse esta pretemporada. El equipo de Oltra mantuvo un orden que el preparador aplaudió desde el banquillo y posteriormente celebró en su comparecencia ante varios de los periodistas desplazados hasta la localidad costasoleña.

En Segunda División ayuda más la solidaridad y la disciplina sobre el terreno de juego que la anarquía de jugadores que puedan ser veloces por la banda o estar bien dotados técnicamente. Se percibió ese espíritu de equipo en las ayudas que los mediocampistas hicieron a los dos centrales, Menosse y Germán, y también se pudo apreciar esa disciplina cuando Álex Martínez subió la banda. Mientras el ex del Betis buscaba hostigar a los zagueros contrarios, Machís daba un paso atrás y le hacía la cobertura ante una posible pérdida. Son gestos pequeños, a veces imperceptibles para el público, pero tremendamente importantes para el míster del equipo, que diariamente tratará de que sus hombres pongan en práctica en los partidos lo entrenado durante toda la semana.

En la sala de máquinas Baena completó un partido muy aseado, buscando opciones fáciles de pase durante los noventa minutos que estuvo sobre el césped. Ver al ex del Espanyol y del Rayo dentro del once de este Granada ya no es ninguna sorpresa, y verlo en acción ante un rival como el Marbella confirmó que a pesar de que aún faltan dos semanas para el inicio del campeonato es uno de los hombres que a priori sería indiscutible en la alineación ante el Albacete si el estreno liguero de los rojiblancos ante el conjunto castellano-manchego se disputara mañana mismo.

La disciplina de Machís y de Pedro Sánchez y sus internadas por sus respectivas bandas fueron otro punto positivo para un Granada cuya superioridad quedó reflejada en el resultado final de cero a cuatro. Ahora bien, el interrogante que aún está pendiente de resolver es quién será el futbolista que los sustituya cuando caigan lesionados, sancionados o el técnico decida darles un descanso. La opción de Antonio Puertas está ahí pero el Granada busca en el mercado a un hombre de banda y está obligado a hacerlo salvo que se quiera arriesgar y recurrir al filial cuando sea necesario.

No obstante, lo más llamativo del Marbella-Granada no fueron las bandas del conjunto rojiblanco ni tampoco la actuación de Joselu, luchador pero desafortunado ante el guardameta Wilfred. Y es que la dinamita del Granada apareció en la línea de tres cuartos de campo. Pierre Kunde y Sergio Peña se movieron como peces en el agua ante un equipo cuya categoría conocen perfectamente. En ella han acumulado méritos como para tener la oportunidad en un escalón superior.

El futbolista camerunés podrá comenzar la liga jugando con el Granada, el peruano no. Aunque el primero de ellos no pertenece al equipo granadino y el segundo sí. Kunde, cedido por el Atlético, y Sergio Peña, una agradable herencia de la etapa Pozzo, parecen empeñados en ser dos números de un sudoku imprevisible. Los dos estuvieron sobresalientes en Marbella pero su futuro aún es una página en blanco que dibujarán durante los próximos meses.

Futbolistas sin minutos

No estuvieron citados para el duelo ante el equipo marbellí y tampoco van a tener minutos en los próximos compromisos amistosos los tres jugadores que ahora mismo están en la rampa de salida del Granada: Saunier, Rene Krhin y Dimitri Foulquier. Del central francés Oltra apuntó que «ha tenido alguna molestia» pero el choque del jueves se lo perdió por decisión técnica y a partir de ahora no va a contar con minutos al igual que los otros dos futbolistas a los que el Granada le busca una salida: «No tenemos claro que vayan a seguir. Han tenido sus momentos de competir y ahora van a entrenar pero vamos a esperar y de momento no van a participar en los partidos», apuntó el técnico valenciano. «Tomamos esas decisiones como club y yo personalmente como entrenador -prosiguió- porque los que yo creo que van a tener más continuidad o al menos los que van a iniciar el campeonato son los futbolistas con los que quiero contar». De momento, la salida de los tres jugadores es otro tema pendiente de resolver por el club.

Fotos

Vídeos