Ideal

Granada CF

GRANADA CF

Un año lleno de datos negativos

Foulquier se eleva por encima de Kenan durante el partido del pasado sábado disputado en El Sadar.
Foulquier se eleva por encima de Kenan durante el partido del pasado sábado disputado en El Sadar. / EFE
  • El Granada también acabó como colista en la temporada 1960/61, pero aún así sus números no fueron tan malos. Solo el Sporting hizo menos puntos desde que la victoria se premia con tres

El Granada está batiendo esta temporada varios récords negativos. Su lamentable curso le lleva a liderar registros malos y que hacen sonrojar a cualquiera, muestra de un año pésimo y que está ya próximo a cerrarse con muy mal sabor. Nunca los rojiblancos contabilizaron unos números tan flojos durante las veintitrés campañas que han transitado por Primera. Solo ha obtenido un 13 por ciento de victorias en las 37 jornadas que van, el más bajo en sus 23 temporadas en Primera. También en el ejercicio 1960/61 acabó como colista y aún no lo hizo tan mal como esta vez. En aquellos tiempos la Liga estaba compuesta por dieciséis equipos y se jugaban treinta partidos. Las victorias valían dos puntos. El conjunto granadino acabó con cinco victorias y siete empates. Marcó tres goles más en menos encuentros y hasta recibió diecinueve menos.

No va a aparecer en las estadísticas como el peor equipo en la historia de la máxima categoría, aunque sí va a estar entre los que acabaron con menos puntos. Las comparaciones son un poco relativas, pues hay que tener en cuenta que en principio la competición liguera contaba con diez equipos, después aumentó a catorce, dieciséis y a partir de la temporada 1971/72 fueron dieciocho. Fue desde 1987/88 cuando pasó a estar compuesta por veinte conjuntos, lo que aumentó el número de partidos de cada uno y la posibilidad de sumar más puntos. Incluso en dos temporadas llegó a haber veintidós.

También cambió el sistema de puntuación desde el ejercicio 1995/96. A partir de ese momento la victoria fue premiada con tres puntos en lugar de los dos anteriores. Desde que entró en vigor que el triunfo lleve más recompensa, solo lo hizo peor el Sporting de Gijón en la campaña 1997/98. Terminó como colista y solo con 13 puntos después de ganar solo dos partidos, empatar siete y perder veintinueve. Marcó 31 goles y recibió 80 en 38 encuentros disputados.

Cuando en la máxima categoría se premiaba la victoria con dos puntos, aparecen algunos equipos peores en puntuación, si bien aquí la comparación es relativa, al existir en algunas temporadas la disputa de menos partidos, al haber menos equipos.

De los más goleados

No aparecen los rojiblancos como los peores en cuanto a goles marcados a lo largo de un año, pero sí puede acabar aún como el más pésimo en cuanto a goles recibidos. Ese registro lo empeoró el Logroñés de la temporada 1996/97, que recibió 85 dianas, cinco más de los que ha encajado hasta ahora Ochoa, aunque hay que considerar que en ese curso fuero veintidós equipos los que formaron parte de Primera, por lo que se disputaron más encuentros. El Osasuna está aún peor este año, al haber recibido ya 89.

Guillermo Ochoa está ya como el portero más goleado de la historia en Primera. El guardameta mexicano lo ha jugado todo y tras los tantos en El Sadar alcanzó los 80, superando a Ignacio Aizpurúa, al que le marcaron 79 con el Salamanca en la temporada 1995/96. Ochoa figura como el cancerbero que más paradas ha realizado entre todos los guardametas de este año. Contabiliza 163 en los 37 partidos que ha jugado, lo que supone 4,41 por encuentro. Además, nunca con anterioridad el Granada llegó a encajar seis derrotas seguidas como local.

Va a ser ya el peor Granada desde que se dio el regreso a Primera tras 35 años. También podría acabar con el peor registro anotador de su máximo goleador. Hasta ahora lo tenía Guilherme Siqueira, que pese a ser defensa, acabó con seis goles en la temporada 2011/12, si bien cuatro de ellos los marcó de penalti. A falta de una jornada para acabar este año, figuran Carcela y Kravets, con cinco tantos cada uno. En esta temporada solo le han pitado un penalti a favor, al equipo que menos. Lo falló Ponce ante el Betis. Tampoco los rojiblancos han sido capaces de marcar un gol de remate tras el saque de un córner. Es el equipo de Primera al que más le han rematado. Un total de 556 veces.

Ya ha consumado un curso sin haber obtenido ningún triunfo a domicilio, algo que ya se dio en la campaña 1944/45, en otro de sus descensos a Segunda, aunque en aquella ocasión solo jugó trece partidos fuera, al ser la Liga de catorce equipos. Tras la derrota con el Osasuna ya suma siete consecutivas, la peor racha de un equipo en esta liga. El Granada igualó de esta forma lo que hizo en el curso 1960/61, cuando perdió de forma seguida siete. Es un registro que aún puede empeorar si pierde este próximo viernes ante el Espanyol en el duelo que pondrá colofón a una lamentable temporada.