Ideal

Granada CF

Granada cf

Una moneda al aire

Una moneda al aire
/ EFE
  • El Granada se juega ante el Valencia conservar sus esperanzas matemáticas en lograr la salvación o quedar virtualmente descendido a Segunda a falta de siete jornadas

Tras el empate a cero obtenido en Riazor el Granada CF vuelve a presentarse ante su afición con la obligación de conseguir una nueva victoria que le permita aumentar sus opciones matemáticas de permanecer en Primera, una empresa complicada pero no imposible con la calculadora en la mano.

Las opciones del cuadro de Lucas Alcaraz, que en estos momentos está a siete puntos de la permanencia (ocho reales por tener el average perdido ante el Leganés), pasan por ganar sí o sí a un equipo valencianista que llega a Los Cármenes en un buen momento tras haber acumulado dos victorias consecutivas en Mestalla ante Deportivo y Celta.

Cualquier resultado que no sea un triunfo rojiblanco dejará a los granadinos al borde del precipicio, con poco margen para realizar una maniobra asombrosa que impida la caída a la Segunda División. Un empate serviría para poco más que prolongar la agonía pues no arreglaría prácticamente nada mientras que una derrota sería un nuevo varapalo para una afición quemada por tantas decepciones durante el presente curso.

Para el choque ante los valencianistas Lucas Alcaraz pierde a Vezo (por tener cláusula del miedo) y no podrá contar con Adrián Ramos, que continúa lesionado. Por el contrario, sí recupera a Uche (sancionado en La Coruña) y a Mehdi Carcela (lesionado), dos piezas claves en sus alineaciones que deberían ayudar al equipo a “ganar”, porque “no podemos decir muchas más cosas”, según manifestó el preparador granadino en la rueda de prensa previa al choque.

Por su parte, el Valencia llega a la cita con la salvación en el bolsillo tras una temporada decepcionante, puesto que el proyecto de Pako Ayestarán comenzó con aspiraciones mayores. Voro, su actual técnico, intentará que el equipo ché sume en Los Cármenes su tercera victoria consecutiva con una convocatoria en la que figuran los porteros Diego Alves y Jaume Doménech; los defensas Cancelo, Aderlan Santos, Mangala, Siqueira, Martín Montoya, Abdennour y Lato; los mediocampistas Mario Suárez, Dani Parejo, Bakkali, Fabián Orellana, Carlos Soler y Álvaro Medrán; y los delanteros Munir El Haddadi, Simone Zaza y Santi Mina.