GRANADA CF

El Granada golpea y rompe la mesa

El Granada golpea y rompe la mesa
AGENCIA LOF

El conjunto rojiblanco se impone con autoridad en Soria y dormirá este sábado en puestos de ascenso directo

ANTONIO NAVARRO

Dijo el técnico del Granada José Luis Oltra que su equipo necesitaba dar un golpe sobre la mesa para dejar clara su candidatura al ascenso y este sábado lo hizo, y de qué manera, en el estadio Los Pajaritos de Soria. El conjunto rojiblanco venció con autoridad al Numancia en un campo en el que los castellano-leoneses llevaban cinco triunfos consecutivos y gracias a los tantos de Pedro, Joselu y Rey Manaj va a dormir este sábado a pierna suelta, puesto que ninguno de sus rivales podrá adelantarlo en los puestos de ascenso directo hasta la jornada del domingo.

El plantel granadinista ha tomado la sana costumbre de adelantarse pronto en el marcador en los últimos partidos y eso, en una categoría tan igualada como la Segunda, es cómo encontrar un tesoro en la primera habitación del templo maldito. El Numancia lógicamente buscó la reacción tras el tanto encajado y el Granada tuvo momentos de dolor, como cuando conoció al cuarto de hora de partido que Baena tendría que retirarse del campo por lesión, pero la tranquilidad que supuso ir por delante en el marcador gracias a un tanto de Pedro Sánchez tras un magistral envío de Montoro permitió a los rojiblancos ceder la presión del partido a su rival, que hasta ahora no se había visto por debajo en el marcador en sus cinco encuentros anteriores en condición de local.

1 Numancia

Aitor; Markel Etxeberria, Dani Calvo, Carlos Gutiérrez, Ripa; Escassi (Nacho, m. 64), Íñigo Pérez; Pablo Valcarce, Pere Milla, Marc Mateu; y Manu del Moral (Guillermo, m. 67).

3 Granada CF

Javi Varas; Víctor Díaz, Chico Flores, Menosse, Álex Martínez; Baena (Alberto Martín, m. 17), Montoro; Pedro (Quini, m. 83), Espinosa, Machís; y Joselu (Rey Manaj, m. 79).

GOLES
0-1, m. 6: Pedro; 0-2, m. 38: Joselu. 2-1, m. 88: Guillermo, de penalti; 1-3, m. 90: Rey Manaj.
árbitro
Gorostegui Fernández (colegio vasco). Expulsó con roja directa al local Markel Etxeberria en el minuto 46 de partido. También amonestó a los visitantes Chico Flores, Alberto Martín, Pedro, Menosse y al técnico José Luis Oltra.
incidencias
Partido de liga jugado en el estadio Los Pajaritos de Soria ante 2.906 espectadores (cifra oficial).

Al conjunto de Joseba Arrasate le costaba la vida salir con el balón jugado y llegar con claridad a los dominios de Javi Varas, pero también es cierto que el equipo de Oltra tampoco merodeaba con frecuencia el territorio de Aitor Fernández y parecía que al descanso se llegaría con una mínima ventaja visitante. No fue así porque Espinosa y Machís supieron encontrarse en el corazón del área a ocho del descanso y, aunque el disparo del futbolista venezolano fue rechazado por el guardameta local, por allí apareció Joselu para hacer su trabajo de manera efectiva y mandar el rechace de esa jugada al fondo de las mallas.

Con el 0-2 a favor el Granada tenía el partido muy de cara pero la tempranera expulsión de Markel Etxebarria a los cincuenta segundos de la reanudación allanó aún más el camino al conjunto rojiblanco, que ganó su primer partido oficial con la llamativa equipación de color verde. Machís se iba como un rayo hacia la portería rojilla y fue en ese instante cuando Etxebarría lo cazó sin pensar en las consecuencias. Sin embargo, también fue tras esta expulsión cuando el equipo andaluz demostró más defectos, pues el Numancia intentó enloquecer el partido y lo consiguió, dando pie a multitud de ocasiones que sin embargo no fueron materializadas. El equipo soriano estuvo muy cerca de recortar distancias con un lanzamiento al larguero de Íñigo Pérez y con un disparo junto al punto de penalti de Manu Del Moral, ante el que Varas sacó un pie de los que luego nadie se acuerda, pero que terminan valiendo su peso en oro. El Granada, en esta fase del encuentro en la que ambos contendientes atravesaban la frontera del mediocampo sin cachear, también tuvo un par de ellas claras pero ni Machís no Pedro supieron concretar ante Aitor y en el tramo final la película se convirtió en una de suspense. El colegiado decretó un polémico penalti tras una caída en el área granadina y Guillermo subió el 1-2 al marcador en el 88 de partido. En más de una ocasión durante las últimas temporadas el Granada ha vivido en sus carnes el terror de verse mordido por el enemigo en los tiempos de descuentos de los partidos pero Machís acostumbra a dejar su huella en las segundas partes de los encuentros y aunque, al igual que en el último choque ante el Oviedo, el venezolano no pudo reencontrarse con el premio del gol sí que tuvo tiempo de servirle en bandeja el 1-3 a Rey Manaj, que solo tuvo que empujar el balón dentro de la portería para dejar el encuentro sentenciado de una vez por todas. La victoria del Granada no solo le permite adelantar en la tabla al Numancia sino que lo sitúa -de manera provisional- en los puestos de ascenso directo, mandando un mensaje nítido al resto de equipos de la Liga 1|2|3. El golpe en la mesa ya ha sido dado, y además de manera violenta. Queda por saber si los rojiblancos serán capaces de seguir sobreponiéndose a las numerosas adversidades que seguro que se les presentarán en los próximos partidos.

Fotos

Vídeos