Granada CF

El encaje de Montoro como pivote defensivo que chirría

Montoro presiona a Villanueva durante el partido./BALDOMERO
Montoro presiona a Villanueva durante el partido. / BALDOMERO

El valenciano, que se ha lesionado para dos o tres semanas, no termina de verse cómodo detrás desde que Kunde se hizo un fijo en las alineaciones

RAFAEL LAMELASGranada

Hay poca discrepancia respecto a que el Granada necesita un extremo en este mercado. Las dificultades para cubrir las bajas del desequilibrante Darwin Machís lo corroboran. El ostracismo en el que Oltra ha sumido a Licá y Puertas acrecienta la impresión. En verano, sin embargo, la apreciación en el ambiente era otra. Sin 'catar' a la plantilla, se asumía que el puesto que no estaba doblado era el de Ángel Montoro. El de centrocampista organizador.

Su alocada entrada en el epílogo de la derrota ante el Sevilla Atlético le costó dos partidos de sanción y supuso una gran inquietud. Oltra había remediado el entuerto antes con un doble pivote protector, con Baena y Alberto Martín, muy al principio. Pero en noviembre apostó por Kunde y este le devolvió la confianza con un partidazo en León. Contribuyó al 1-1 y, desde entonces, el camerunés se ha mostrado inamovible, hasta en tres posiciones: eje, organizador y mediapunta.

El dilema vino después, cuando Montoro volvió a ser elegible. Quedaba la duda de si el entrenador sacrificaría a Kunde, pero no fue así. Prescindió del que hacía de escoba, en este caso de Alberto Martín, para colocar a Montoro en Vallecas. Perdió el Granada y el valenciano vio la quinta amarilla, por lo que no estuvo con el Almería en Los Cármenes. La escuadra ganó 3-2 acomodando a Kunde, Peña y Espinosa en la medular.

El Granada viajó a Reus y Montoro retornó, orillando a Sergio Peña. El insulso 0-0 hizo que se echara de menos al peruano, que reapareció ante el Sporting, pero como mediapunta. Montoro volvió a oficiar de volante tapón, con Kunde unos pasos por delante. Espinosa fue quien quedó fuera del 'once', aunque la lesión de Machís al cuarto de hora le devolvió al verde.

Sin el 'vinotinto', Oltra repitió la formación que le quedó ante los gijoneses en Cádiz. El marcador adverso le llevó a hacer cambios. Uno de ellos fue el de Baena por Montoro. Tampoco con un pivote defensivo natural reaccionó el equipo, aunque llegaran opciones. Con Montoro, donde sea, hay garantizado un buen trato de la pelota. El debate es que a veces se necesita un elemento más sacrificado en el centro para que el resto se libere. Montoro es más incisivo unos pasos por delante. Allí donde ahora está Kunde. La lesión del valenciano aparca la cuestión del encaje.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos