Granada CF

Chico Flores, influencia para la defensa e influencer en redes sociales

Chico Flores, influencia para la defensa e influencer en redes sociales

El nuevo defensa del Granada tiene más de un millón de seguidores en Twitter, donde comparte reflexiones, aspectos de su vida cotidiana, recetas de cocina y también ha protagonizado alguna que otra polémica

ANTONIO NAVARROGRANADA

José Manuel “Chico” Flores intentará aportar mucho al Granada futbolísticamente desde el centro de la zaga rojiblanca, pero donde no cabe la menor duda de que va a ser todo un revulsivo es en el territorio de las redes sociales.

Tras su paso por varios equipos españoles y por la Serie A, la liga inglesa y la Primera División catarí el defensa gaditano se ha convertido en un icono mediático dentro de las redes sociales y especialmente en Twitter, donde su cuenta tiene un millón de seguidores.

Flores habla de todo un poco y comparte muchos momentos de su vida para que sus seguidores no se aburran y tengan un estilo de vida sano y saludable. Así lo demuestra su costumbre de compartir sus recetas como 'el pez emperador a la plancha con champiñones y agua con bolero sabor limón' o 'la pechuga de pollo a la plancha con verdura y especias pero sin sal ni aceite'.

Además de sus avances en la cocina, Chico Flores también suele compartir rutinas de ejercicios, fotos -especialmente en Instagram- de sus viajes por todo el mundo (desde Abu Dhabi hasta Punta Cana pasando por otros destinos soleados como las Seychelles o la costa andaluza) y momentos personales como sus buenos ratos en conciertos -el último de ellos el de Maluma en Sevilla- o en compañía de su hijo Gael, nacido el pasado mes de agosto.

No obstante, como todo ‘influencer’ la polémica también acompaña al nuevo jugador del Granada. Y es que en más de una ocasión sus comentarios han tenido una importante legión de detractores y en alguna que otra ocasión incluso ha tenido que rectificar. Sucede por ejemplo en su relación con el Cádiz, club al que ya perteneció en su día y con el que se le ha relacionado este verano, cuando el futbolista valoraba otras ofertas en la Primera española. Después de darle la enhorabuena a Barral por fichar por el club gaditano esta temporada, Chico no tardó en ser criticado por algunos aficionados cadistas por afirmar que si el equipo subía a Primera “el año que viene estoy ahí contigo dando guerra”. A muchos seguidores les desagradó que Chico ‘solo’ quisiera vestir la camiseta del Cádiz en Primera y el jugador declaró en Twitter que “manda huevos el cadismo” por querer que fichara para jugar en un equipo de Segunda y no hacerlo en otro de Primera.

Más tarde, Chico recapacitó sobre lo sucedido y escribió nuevos mensajes pidiendo disculpas y explicando que quienes le critican en la red sociales “son el 1%, el otro 99% es de verdad la afición cadista” y que “el día de mañana iré a mi tierra, a mi casa, a mi Cádiz, es mi sueño y lo cumpliré más adelante. Me veréis vestido de amarillo”. Este tema, prácticamente un culebrón, no deja de estar presente en su muro de Twitter y en las últimas horas ha llegado a retuitear un artículo que explica por qué finalmente ha fichado por el Granada y no por el Cádiz, a pesar de que ambos clubes comparten categoría.

El futbolista de ‘la tacita de plata’ también tuvo sus más y sus menos con el ex seleccionador inglés Sam Allardyce cuando jugaba en el Swensea y el técnico dirigía al West Ham. Al parecer, Wallardyce tuvo gestos de desprecio hacia él durante este partido y Flores se ‘vengó’ cuando el entrenador fue cazado por el diario The Telegraph en una red de corrupción de fichajes en la Premier. Esa vendetta no estuvo exenta de humor puesto que Chico subió una foto en la que se les veía a ambos pero el ahora nuevo defensa del Granada posaba con unas populares gafas que en internet simbolizan el ‘Thug life’, un estilo de vida ‘gamberro’ que ha dado origen a miles de memes en la red.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos